AGROIDEAS: SANTANGELO-GIL

Ganadería: la incertidumbre general impone cautela y manejarse con previsiones de corto plazo

  • Por Juan Carlos Vaca
  • Ganadería
  • 0 Comentarios

No obstante que los indicadores cercanos del sector de ganados y carnes de la Argentina son medianamente positivos hay que saber que la pandemia del Coronavirus “afectará el comercio internacional, con una disminución en la producción y el comercio internacional en aquellos países donde parte importante de la población está en cuarentena, lo que repercutirá indefectiblemente en las exportaciones de nuestro país”.

Por eso, “el contexto de incertidumbre general impone cautela y las previsiones pasan a ser a muy corto plazo”, evalúan los doctores Fernando Gil y Federico Santángelo, de la consultora Agroideas, en su informe mensual de Febrero de 2020.

El contexto global
El comienzo del año 2020 –repasan los consultores- marca un ritmo vertiginoso y no da descanso a los empresarios de todo el mundo. La industria de ganados y carnes no es ajena a esta realidad, con el adicional que tuvo la aparición de la Peste Porcina Africana meses atrás con la preponderancia en el comercio mundial de carnes.

La aparición del Coronavirus es otro “Cisne Negro” que afecta a toda la economía mundial, con un impacto global que está en pleno desarrollo y todavía lejos de saberse cuál será su punto final. Por lo pronto, produjo un fortísimo impacto en los mercados financieros y provocará como mínimo una recesión de un trimestre en la economía mundial.

Gil y Santángelo agregan: La propagación del Coronavirus sacudió los mercados golpeando de lleno la actividad económica, primero en China, luego en Europa, y amenaza con extenderse a Estados Unidos. Esto está provocando problemas de demanda por un colapso en el turismo internacional, el transporte y los viajes empresariales. Asimismo, afectará el comercio internacional, con una disminución en la producción y el comercio internacional en aquellos países donde parte importante de la población está en cuarentena, lo que repercutirá indefectiblemente en las exportaciones de nuestro país.

El escenario que viene
El escenario de menor saldo de divisas comerciales sumado al cierre de fronteras que también afectará el flujo de turismo receptivo –sostienen- afectará el corazón del programa económico que es tener un superávit comercial para hacer frente a sus compromisos financieros para renegociar la deuda con los bonistas.

En suma, “inmersos en la realidad económica mundial y local podemos decir hasta el momento, que el sector de ganados y carnes viene soportando la situación mejor que otros sectores económicos” pero aún así “el contexto de incertidumbre general impone cautela y las previsiones pasan a ser a muy corto plazo”.

No confundirse
Esa recomendación, se formula tomando nota –como se ha dicho- que el sector está por ahora afrontando mejor las circunstancias.

Porque, por una parte “el precio de la hacienda en pie para faena durante febrero se incrementó un 6.1%, observándose similar panorama de firmeza los primeros días de marzo” y que si se analizan “los últimos 5 meses el aumento promedio de la hacienda gorda fue del 38 %”. Por otro lado, porque “para los criadores los valores se están recomponiendo, fundamentalmente los terneros, siendo los vientres los más retrasados”.

Además, sin perder de vista que “las exportaciones de carne vacuna en el primer mes del año siguieron su curso, disminuyendo sus volúmenes y precios con respecto a los últimos meses del año 2019, pero siendo superiores al mes de enero del año pasado. Durante el mes de enero se exportaron 61.522 toneladas equivalente res que representan un 31% menos que con respecto a diciembre de 2019, pero un 22% superior a enero de 2019”.

PARA ACCEDER AL INFORME COMPLETO, HACER CLIC AQUÍ.

0 Comentarios

Sé el primero en escribir un comentario.


Dejá un comentario

Tu email no sera visible.
Sólo si tienes uno.