viernes 27 de mayo del 2022

<<Volver al Inicio

Chicago cerró una semana volátil con saldo dispar para soja, maíz y trigo

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en linkedin

El mercado de Chicago cierra una semana volátil que dejó un saldo dispar para los valores negociados de los principales commodities agrícolas.

El trigo cerró la jornada con ganancias impulsado por la sólida demanda externa en tanto el maíz y la soja culminaron con saldo dispar presionados por ventas técnicas y tomas de ganancias. La caída en el precio del petróleo y el temor a una nueva ola de COVID en Europa presionó a la baja los precios de los granos.

Por su parte, el mercado local finalizó la semana con buen dinamismo comercial y variaciones dispares para los valores de los principales granos.

En Chicago

La soja terminó la última rueda de la semana anotando valores dispares que se tradujeron en leves bajas a lo largo de las distintas posiciones para cotizar entre los u$s 464 y u$s 472.

Entre los principales factores que explicaron las pérdidas para la oleaginosa estuvieron la caída del aceite (-u$s 22) como consecuencia del importante descenso del petróleo y las lluvias que se siguen registrando en las principales zonas productoras de Brasil, apuntó Granar en su reporte diario.

Por su parte, los analistas de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) explicaron que “la toma de ganancia por parte de los fondos luego de que el contrato con vencimiento en enero alcanzara un máximo en un mes y medio a mediados de esta semana presionó a los precios de la oleaginosa. No obstante, la demanda de soja para industrializar en EEUU se mantiene robusta, lo cual dio sostén a los precios y limitó las bajas”.

A pesar de las pérdidas registradas, estas leves bajas no impidieron un balance positivo para las cotizaciones de la oleaginosa en la semana.

El maíz también finalizó la última rueda de operaciones semanal con leves bajas y cotizaciones que estuvieron entre los u$s 224 y u$s 229 según posiciones.

“Influyeron en la tónica bajista la caída del petróleo y la incertidumbre sobre la política de la Casa Blanca para los biocombustibles”, resumió Granar. Y agregó que “las lluvias previstas para el sur de Brasil, que mejoran las perspectivas para la cosecha de maíz de verano, también limitaron las chances de subas”.

“La demanda de maíz para producción de etanol se mantiene sólida en EEUU y limita mayores bajas en las cotizaciones, a pesar de las caídas en los precios del petróleo luego de que el rebrote de casos de COVID-19 causara incertidumbre acerca de la recuperación económica en las principales economías del mundo”, analizó la BCR.

En el acumulado semanal, el saldo para el cereal fue negativo y quedó plasmado de la siguiente manera por Granar.

Y los precios del trigo cerraron en alza tanto en Chicago como en Kansas, y así lograron terminar otra semana con saldo positivo, en el nivel más alto en 9 años a valores de entre u$s 302 y u$s 308 la tonelada.

“El mercado internacional del trigo se volvió a focalizar sobre una demanda que continúa activa, con una importante cantidad de licitaciones a lo largo de la semana, y frente a la chance de que proveedores como Rusia vean más restricciones para sus exportaciones”, indicaron desde Granar, a lo que añadieron que “otro factor que está influyendo en modo alcista es el clima excesivamente húmedo en Australia”.

En esta misma línea, el reporte de la BCR informó que “los principales países importadores del grano se mantienen activos en los mercados globales, lo cual da sostén a los precios”.

La variación semanal de los precios del trigo dejó un saldo positivo en sus cotizaciones a lo largo de las operatorias en el mercado estadounidense.

En Rosario

Por soja con entrega inmediata y fijaciones, las ofertas fueron de u$s 357, unos u$s 2 por encima de la jornada previa. Asimismo, sobre el cierre de la rueda se ofrecieron nuevamente $ 35.800 por tonelada para la entrega contractual de mercadería y para las fijaciones, lo cual estaría por encima de lo ofrecido en dólares.

Por maíz con descarga se ofrecieron u$s 200 para la entrega disponible y contractual. Luego, este mismo valor fue ofrecido para las entregas entre diciembre de 2021 y febrero de 2022, sin implicar variaciones entre días.

Por maíz de la próxima cosecha, la mejor oferta para la entrega en marzo, al igual que el jueves, volvió a ubicarse en u$s 197. Además, las entregas en abril y mayo se encontraron sin cambios en u$s 195. Finalmente, la entrega en junio de 2022 se ubicó en u$s 180, con julio en u$s 175, implicando caídas de u$s 2 y u$s 3 respectivamente.

Por trigo con entrega disponible se ofrecieron $ 23.100 la tonelada, resultando en una caída de $ 500 entre ruedas. Además, se ofrecieron u$s 230 para esta misma posición, implicando una disminución de u$s 5.

Respecto al trigo 2021/22, para la entrega en diciembre se ofrecieron abiertamente u$s 235, unos u$s 3 por debajo de la jornada previa. La entrega en enero de 2022 se mantuvo sin cambios en u$s 240, mientras que febrero aumentó u$s 3 alcanzando los u$s 250. Y la entrega en marzo tuvo un alza de u$s 5 entre ruedas para ubicarse en u$s 255, igualando los valores del miércoles.

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas noticias