SEGUNDA ESTIMACIÓN DE LA BCCBA

Por la falta de agua cae la intención de siembra de trigo en Córdoba

  • Por Claudio Vaca
  • Trigo
  • 0 Comentarios

Por la escasa disponibilidad de agua en el suelo, la intención de sembrar trigo quedó limitada y caería, por ahora, un 13 % en Córdoba con respecto a la campaña 2019/20, en que fue récord en la provincia.

En promedio para la provincia de lluvias de abril y mayo 2020 fue un 62% inferior al promedio histórico para este periodo.

En su segunda estimación, la Bolsa de Cereales de Córdoba proyecta una superficie de 1.425.400 hectáreas y una producción podría llegar a las 3.420.000 toneladas.

Números
En términos absolutos, la siembra de trigo descendería 210.000 hectáreas, siendo la causa principal la baja disponibilidad de agua en suelo, explica la entidad.

A nivel zonal, la mayor disminución se daría en el norte cordobés, con una caída del 24%, mientras que por el contrario en Marcos Juárez y en Pte. Roque Sáez Peña la superficie se incrementaría levemente.

Desde la BCCBA se desarrolló un modelo de estimación de rendimientos a partir del contenido de agua en suelo hasta el metro de profundidad, medido por el satélite SMAP (Soil Moisture Active Passive, NASA).

Como resultado de ese modelo se obtuvo un rendimiento promedio estimado para la provincia de 24 qq/ha, lo que representa un descenso del 20% respecto a la campaña 19/20.

Con este panorama, la producción de trigo 20/21 en Córdoba podría ser de 3.420.000 toneladas, lo que equivaldría a un 26% menos que la campaña 2019/20 pero que sería un 21% superior al promedio histórico de producción (2007-2020).

La tendencia de Córdoba se contrapone al resto de las principales provincias productoras, en las cuales se incrementaría la superficie. A nivel nacional la superficie de trigo 20/21 se estima en 7.000.000 hectáreas, incrementando en un 1,4% la superficie 19/20.

Clima
Durante el mes de mayo, mes decisivo para la siembra del cultivo de trigo, el déficit hídrico ha sido muy marcado en todos los departamentos de la provincia, indican los técnicos del Departamento de Información Agronómica de la BCCBA.

En promedio para la provincia las lluvias de abril y mayo fueron un 62% inferiores al promedio histórico, habiendo incluso departamentos con cero milímetros recibidos durante mayo”, alertan.

Las condiciones climáticas esperadas para la primavera también influyen negativamente en la superficie de trigo a implantarse, debido a que la mayoría de los pronósticos coinciden en que las probabilidades de que haya un año Niña en primavera irían en aumento, lo que podría traducirse en lluvias normales o inferiores a lo normal en nuestro territorio.

“Tomando esto como base, muchos productores optan por cuidar el agua en suelo para los cultivos estivales y no sembrar cultivos invernales que consuman esa agua”, explican.

Para lo que resta de la semana no se prevén lluvias de importancia en la provincia de Córdoba.

*El informe completo, a continuación:

0 Comentarios

Sé el primero en escribir un comentario.


Dejá un comentario

Tu email no sera visible.
Sólo si tienes uno.