SIMPOSIO FERTILIDAD 2019

En busca de la receta para la fertilización perfecta

  • Por Juan Carlos Vaca
  • Fertilización
  • 0 Comentarios

¿Hay una receta para la fertilización perfecta?, fue el interrogante que se planteó el Ing. Agr. Martín Díaz Zorita, coordinador del Comité Técnico de la Asociación Fertilizar, en el Simposio Fertilidad 2019 que se realizó en Rosario. ¿Cuál fue su respuesta?.

Su respuesta, entre otros varios puntos que abordó, tuvo en cuenta que existen tres pilares de la planificación para el manejo de nutrición de cultivos: las 3 D de la fertilización. Se trata de las demandas, la disponibilidad y la decisión.

Nutriente y resultado productivo
“Los nutrientes aportan al menos el 30% del resultado productivo. Los nutrientes limitan la producción agropecuaria. Las plantas lo saben. Nuestros cultivos están mostrando deficiencias en la Región Pampeana. También la estrategia de fertilización limita la producción”, dijo Díaz Zorita.

De acuerdo al especialista, los planteos de manejo de nutrición más comunes limitan la captura de mejoras de manejo de cultivo. En tanto, al incorporar indicadores de diagnóstico, mejoran los aportes de fertilización, observándose amplias brechas de rendimiento.

El ingeniero llamó a considerar algunos elementos al plantear la fertilización, entre otros, la caracterización cuantitativa y predictiva (modelos, algoritmos) y la interpretación de los datos. También mencionó las interacciones posibles de la nutrición con otros factores de los diferentes sistemas de producción y las restricciones operativas e interacciones al aplicar fertilizantes.

“La agricultura moderna se sustenta en datos y su análisis integral con diversidad de modelos y aproximaciones conducen a la mejora continua en el diseño específico de planteos de manejo de cultivos y en la fertilización”, indicó Díaz Zorita.

Las 3 D de la fertilización
A lo largo de las tres etapas de la fertilización: diagnóstico, interpretación de datos y aplicación, se deben tomar una serie de decisiones integrando diversos niveles de conocimiento y aproximaciones cualitativas y cuantitativas.

Díaz Zorita indicó que existen tres pilares de la planificación para el manejo de nutrición de cultivos: las 3 D de la fertilización. Se trata de las demandas, la disponibilidad y la decisión.

El primer pilar incluye la cuantificación de las necesidades totales de nutrientes y su distribución durante el cultivo.

El segundo se refiere a la interpretación de indicadores de oferta esperada de nutrientes y de estado nutricional de los cultivos en relación con las condiciones del sitio a través de análisis de suelos, foliares o de tejidos, imágenes del cultivo y pronósticos meteorológicos, por ejemplo.

Y el último y tercer pilar trata de la organización de la ejecución de la práctica, en relación a las condiciones del sitio mediante la elección de fuentes de nutrientes, dosis, ubicación del fertilizante, y momento de aplicación.

“Toda medida de variabilidad (cuantificación), nos ayudará a prepararnos mejor para resultados diferente al esperado o promedio”, aseguró el técnico.

¿Hay una receta perfecta?
De acuerdo a Díaz Zorita, la conveniencia de un planteo de manejo de nutrientes sitio-específico no es uniforme a través de todas las condiciones de producción, si no que varía entre regiones, lotes, cultivos y productores. Sin embargo, “considerando la extensa variabilidad espacial de las características edáficas, en la mayoría de los lotes de producción es intuitivo que un manejo nutricional que permita contemplar dicha variabilidad presente ventajas sobre un manejo espacialmente rígido”, expresó.

“En planteos de fertilización, la consideración de una receta perfecta tal de alcanzar todos los componentes deseables, es decir, una recomendación única, es contraria a la complejidad de los procesos en los que los nutrientes aplicados intervienen”, aseguró Díaz Zorita.

“La simplificación o estandarización de procesos complejos es de utilidad para su implementación reconociendo variabilidad esperable de resultados, y los riesgos asociados a tal decisión”, agregó.

Por eso, a la hora de responder a la pregunta inicial: ¿Hay una receta para la fertilización perfecta? La respuesta es muy evidente: no.

0 Comentarios

Sé el primero en escribir un comentario.


Dejá un comentario

Tu email no sera visible.
Sólo si tienes uno.