lunes 23 de mayo del 2022

<<Volver al Inicio

Monsanto: el gobierno le puso un candado a radicación de planta

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en linkedin

La Comisión Técnica Interdisciplinaria, dependiente de la Secretaría de Ambiente del gobierno de la provincia de Córdoba, rechazó el estudio de impacto ambiental presentado por la empresa Monsanto para su proyecto de construcción de una planta de procesamiento de semillas de maíz en la localidad de Malvinas Argentinas.

El dictámen del organismo del gobierno provincial le pone un candado al menos a esta parte de una maltrecha historia de la radicación que intentaba la compañía. La conclusión a que se ha arribado deja la sensación de que se hizo todo mal y a todo nivel, desde un principio. Más de uno tendrá derecho a sentirse defraudado por haber creído lo contrario y no pocos quedarán frustrados en sus expectativas laborales.

Entretanto, los grupos políticos -muchos vinculados directamente al kirchnerismo- y quiénes se proclaman ambientalistas, que se opusieron a Monsanto y al gobierno provincial, pueden celebrar un triunfo.
Cabe recordar que la radicación de la compañía fue anunciada, primero, a la Presidente de la República Cristina Fernández y luego al Gobernador José Manuel de la Sota. En ambas instancias, la inversión fue aprobada y alentada. Queda otra vez en tela de juicio esta costumbre de los gobernantes de hacer anuncios con demasiada ligereza y de cultivar la afición a la foto que anuncia “buenas noticias”.

Los términos de la información oficial dada a conocer deja muy mal parada a la empresa.

Sin embargo, a poco de conocerse el dictamen, la compañía emitió una declaración por la cual se declara dispuesta “a elaborar un nuevo estudio de impacto ambiental, más amplio y exhaustivo”.

Añade que no avanzará con la construcción de la planta –impedida aparte por un fallo judicial- hasta que el proyecto “haya sido debatido en audiencia pública y aprobado por la autoridad provincial correspondiente”.

Ayer, en distintos ámbitos se repartían conjeturas entre que la planta se hará más adelante, una vez que sortee nuevas leyes, debates y circunstancias políticas, y la idea de que el revés sufrido por la empresa y el gobierno, no podrá ser revertido.

No cumple requisitos básicos
Ahora, la Comisión Técnica Interdisciplinaria de la Secretaría de Ambiente del gobierno de la provincia de Córdoba arribó a la conclusión de que “identificó que en el desarrollo del proceso productivo (de la planta) no se cumple con los requisitos básicos de gestión integral de residuos”, se indicó en una información oficial difundida esta tarde.

Por consiguiente, “recomienda no autorizar el estudio de Impacto Ambiental de la Planta de Acondicionamiento de Semillas de Maíz, en la localidad de Malvinas Argentinas, presentado por la firma Monsanto Argentina Sociedad Industrial y Comercial”.
Y agrega el comunicado gubernamental:
Toda actividad productiva es susceptible de generar impacto ambiental, por lo cual es sustancial establecer, identificar y contemplar las medidas de mitigación respecto al impacto que tendrá en el medio ambiente.
Al no identificarse los impactos relevantes y sus consecuentes medidas de mitigación en el estudio presentado por la firma, no puede considerarse el mismo como instrumento técnico válido que permita su correspondiente aprobación.
Finalmente, la Comisión evaluó que la documentación respaldatoria es insuficiente, reiterativa y sin profundidad técnica necesaria para responder adecuadamente a los condicionamientos cursados.
Por tal motivo, es decisión de la Secretaría de Ambiente de la Provincia no autorizar el estudio de impacto ambiental presentado por la empresa Monsanto.

Declaración de Monsanto

Con respecto a la decisión de la Secretaria de Ambiente de la Provincia, Monsanto opinó enun comunicado que expresa:

*En Monsanto, estamos dispuestos a elaborar un nuevo estudio de impacto ambiental, más amplio y exhaustivo, para cubrir con todos los requerimientos y expectativas de las nuevas autoridades provinciales como también de los vecinos de Malvinas Argentinas.

*Ratificamos que no avanzaremos con la construcción de la planta acondicionadora de semillas de maíz en la localidad de Malvinas Argentinas (Córdoba) hasta que el nuevo estudio de impacto ambiental haya sido debatido en audiencia pública y aprobado por la autoridad provincial correspondiente.

*En el marco del anuncio del nuevo marco normativo ambiental realizado recientemente por el Gobernador, desde Monsanto continuaremos trabajando para ofrecer toda la información técnica que permita a los vecinos de Malvinas Argentinas y a todos los cordobeses confiar en la seguridad de sus instalaciones y operaciones.

*Confiamos en que la generación de un espacio de diálogo respetuoso que favorezca las condiciones para una Convivencia Ambiental Provincial, logrará disipar cualquier temor acerca de nuestro emprendimiento y nos permitirá avanzar con la construcción de una planta productiva respetuosa con el medio ambiente, y que significará una oportunidad de desarrollo económico y social para toda la provincia.

 

 

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas noticias