domingo 22 de mayo del 2022

<<Volver al Inicio

El dólar oficial y paralelo a diciembre, según el economista Javier González Fraga

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en linkedin

«Inflación +25%, PBI +1%, dólar a diciembre, oficial, a 4.9 y el paralelo arriba de 6. Tasas de interés Badlar subiendo hasta 25%. En 2013 se suma la coyuntura externa, la política y el futuro económico. Este sí va a ser un año difícil», anticipó González Fraga.

A ese panorama poco alentador, se añadió un análisis de Alieto Guadagni, economista y ex secretario de Energía de la Nación, sobre el problema energético de la Argentina. Este año, uno de cada cuatro litros consumidos de gasoil será importado. «Combustible escaso, caro e importado. Hagan la cuenta porque los combustibles van todos para arriba», dijo.

González Fraga y Guadagni fueron dos de los analistas convocados para disertar en una reciente Convención Nacional de Acopiadores realizada en Paraná, Entre Ríos. Asistieron más de 400 acopiadores de todo el país, que aparte de escuchar a los invitados, se ocuparon en analizar el futuro de este ramo de negocios.

Los acopiadores interpretaron que sus empresas «continúan cumpliendo un rol estratégico en las comunidades agropecuarias del interior del país», aunque «se ven obligadas a ofrecer un amplio abanico de servicios para mantener la cercanía con los productores».

La Argentina que se viene

González Fraga, anunció la aparición de mayores problemas económicos en 2013.

«La situación externa puede seguir favorable pero no por mucho más tiempo», dijo. El precio de las materias primas y las monedas seguirían altas y la FED anunció un escenario de dólar débil hasta 2014. El economista detalló que el precio de la soja está alto por China y los biocombustibles. Pero también está la sequía y la especulación. «China e India seguirán creciendo pero a tasas más bajas. El dólar podría fortalecerse ante una crisis mayor en el Euro. Esta situación externa no va a durar mucho más de 15 a 18 meses», anunció.

Brasil ya empezó a ajustarse y también Chile y México. «En Brasil, el crecimiento industrial se detuvo y el Real se devaluó 27% en 6 meses. En la Argentina tenemos un pronóstico de recesión industrial», puntualizó.

Según González Fraga, en política, hay una nueva Cristina (K) que no es la misma que asumió en 2007. Está más cerca de Evita que de Perón. «Esto explica la creciente influencia de la Cámpora o de Kiciloff, de la mano de una creciente intervención en la economía. Ya no tiene el pragmatismo político de Kirchner. Cristina quiere a los propios, quiere a la Cámpora que es algo más que un grupo de jóvenes que se visten bien y ganan 30.000 pesos mensuales. Hay una participación de la juventud, de las revanchas contra lo que sucedió en los ’70 en la Argentina. Se exacerba el nacionalismo (Malvinas, YPF) y se profundiza el aislamiento internacional».

El otro elemento político es la búsqueda de la reelección: «llegar a 2013 sin modificar nada. Aguantar, estirar, es la política. Acá hay que aguantar 11 meses más sin hacer grandes cambios», ironizó.

«Cristina, por su falta de pragmatismo, está teniendo frentes internos. El déficit para las provincias puede ser de 30 mil millones de pesos», anunció.

Pero el relato está chocando con una realidad fiscal y externa distinta. «Pasamos de los superávits gemelos a los déficits gemelos. Estamos complicados con huidas de capitales y falta de financiamiento. Hay persistente deterioro», dijo.

Según el economista, el tema no es el dólar, es una consecuencia. «El verdadero problema es la inflación y el gasto público: el incremento acumulado desde el 2003 equivale a 285.000 millones de dólares. En 2012, el crecimiento del gasto respecto del año anterior está por encima del 45%. El gasto sube más que el PBI».

De acuerdo a sus datos, la huida de capitales llegó a casi 22.000 millones de dólares en 2011.

«El tema que más me preocupa es la falta de inversión. Después de YPF no habrá empresa que quiera invertir en la Argentina, que está sexta, en Latinoamérica, como destino de inversión».

En conclusión, muy probablemente no haya cambios de política en 2012. «Inflación +25%, PBI +1%, dólar a diciembre, oficial, a 4.9 y el paralelo arriba de 6. Tasas de interés Badlar subiendo hasta 25%. En 2013 se suma la coyuntura externa, la política y el futuro económico. Este sí va a ser un año difícil», anticipó González Fraga en Paraná.

Se acabó la energía barata

«Se acabaron los 20 años de energía barata», dijo Guadagni. «Comienza un nuevo ciclo de energía escasa, cara e importada», aseveró. «La Argentina es uno de los países del mundo que más depende del petróleo y del gas. Está entre los 6 o 7 países que más consumen gas en el mundo y ya no nos queda más», dijo.

El petróleo se descubrió en la Argentina en 1907. Pero «desde hace 7 años cae todos los meses tanto su producción como la de gas. Hoy tenemos menos reserva de gas que en los 90 y la exploración también cayó. En el 90 se hacían 96 pozos, el año pasado 24. La Argentina dejó de explorar cuando el petróleo se volvió caro en el mundo. Un problema de políticas erróneas», detalló Guadagni.

De 2010 a 2011 se incrementó un 1017% la importación de fuel oil, 105% la de gasoil y 402% la de gas. «La Argentina consume mucho gasoil. En 2004, se importó y a su vez se exportó en una transacción comercial que nadie entiende y ocasionó una pérdida de 400 millones de dólares», puntualizó el analista.

Por otro lado se refirió a la situación de YPF e indicó que ya no es la empresa líder que era, es una empresa pequeña. El Estado argentino es uno de los responsables del vaciamiento. Según los datos presentados por Guadagni, la descapitalización en materia de caída de reservas petrolera equivale al doble del valor de la tierra arable o a 500 millones de vacunos.

Según cálculos del especialista, «reponer con importaciones el agotamiento de las reservas de petróleo y gas costaría alrededor de 330.000 millones de dólares».

En su disertación, Guadagni apuntó que «la provincia de Santa Cruz le dio 7,2 millones de hectáreas a dos amigos de la familia Kirchner. Siete contratos fueron para Cristóbal López», apuntó.

Este año, uno de cada cuatro litros consumidos de gasoil será importado. «Combustible escaso, caro e importado. Hagan la cuenta porque los combustibles van todos para arriba», le dijo a lo acopiadores.

«El 42% de la población argentina no tiene gas natural. El grueso de ellos, son pobres. Si uno hace un ejercicio sobre el gas futuro, el grueso de la demanda va a ser satisfecha con importación. El año pasado, de cada 100 unidades de gas, 20 eran de importaciones. Van a pasar a ser el 30 %. La pregunta es quién va a pagar la diferencia, ¿el consumidor o el fisco?», disparó el disertante.

«A futuro, la mejor política será la que permita reponer el autoabastecimiento. Pero para romper la trampa de la pérdida de autoabastecimiento hay que cambiar la matriz de consumo. Para implementar las inversiones en exploración, en nueva refinería, en puertos, energía hidroeléctrica, es necesario destinar 3 puntos del PBI por año. ¿Quién lo va a financiar?», expresó.

Fuente: Acopiadores de Córdoba en base a informes publicados de la Convención Nacional de Acopiadores.

Compartir:

Últimas noticias