jueves 19 de mayo del 2022

<<Volver al Inicio

Garbanzo: por primera vez en la Argentina detectan «rabia», una peligrosa enfermedad

garbanzorabiaweb
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en linkedin

 

Los lotes en que se detectó están localizados en la provincia de Córdoba y también en parcelas de la provincia de Buenos Aires.

«Debido al desconocimiento de la enfermedad, es posible que haya pasado inadvertida en el campo», comentó la profesional, que es Directora Técnica del Laboratorio Agroplant (Laboratorio de Biotecnología y Medicina Vegetal) de Monte Cristo (Córdoba) y Profesora de Facultad de Agronomía de la Universidad Nacional de Córdoba, Cátedra de Cultivos Extensivos y responsable del Módulo Manejo Integrado de Enfermedades.

La Bolsa de Cereales de Córdoba acaba de estimar que en la Provincia de Córdoba se han cosechado en la campaña recientemente concluída 41.250 toneladas, volumen superior en un 21% al del ciclo precedente 2009/2010.

Según el reporte de la institución, el rinde promedio provincial se situó en 22,35 qq/ha, con valores de 16 qq/ha. en secano y 29 qqu/ha.. Córdoba es la principal productora de garbanzo de la Argentina.

Provoca graves daños

La enfermedad es causada por un hongo cuya denominación científica es Ascochyta rabiei. Dependiendo del estadio en que ocurre la infección causa daños en la planta y en los granos, con pérdidas que pueden llegar a ser totales en los casos extremos.

Las primeras manifestaciones de la enfermedad son pequeñas manchas redondas, de color oscuro en hojas, vainas y/o tallos. Estas manchas aumentan progresivamente su tamaño y sobre ellas se pueden observar pequeños puntos negros correspondientes a las fructificaciones del hongo.

Los principales daños están asociados a la necrosis de tejidos (manchas) en los tallos y ramas, que al alterar la circulación de agua y nutrientes termina produciendo la muerte de la planta en forma prematura.

Cuando la infección ocurre en forma tardía (vainas ya formadas), no solo puede ocasionar pérdida de rendimiento (falta de desarrollo o menor tamaño de los granos), sino que afecta la calidad debido a su capacidad de infectar los granos/semillas.

Transmisión por semillas

La enfermedad se conoce por su virulencia y capacidad destructiva en otros países productores de garbanzo pero –como se apunta- no se había manifestado, hasta esta campaña, en la Argentina.

Haberla detectado implica que, en adelante, será imperativo cambiar rotundamente el enfoque del manejo sanitario del cultivo para los próximos años, opina la ingeniera Viotti.

La enfermedad se transmite por semillas, por lo que será de suma importancia para la próxima campaña, hacer Análisis Sanitarios de los lotes que tengan este destino. Es recomendable que este análisis se aplicara a todos los lotes de semillas.

Otras medidas: rotación de los lotes, monitoreo, consulta a los especialistas y la correcta y oportuna aplicación de fungicidas foliares.

La presencia de la enfermedad se ha registrado no sólo en la provincia de Córdoba, sino que está actualmente afectando lotes en la provincia de Buenos Aires, lo que deja a las claras que la problemática está instalada en el país.

Ingeniera Agrónoma Gloria Viotti

Directora Técnica del Laboratorio Agroplant (Laboratorio de Biotecnología y Medicina Vegetal) – Monte Cristo – Córdoba

Profesora de Facultad de Agronomía de la Universidad Nacionalde Córdoba – Cátedra de Cultivos Extensivos – Responsable del Módulo Manejo Integrado de Enfermedades

LABORATORIO AGROPLANT

Ruta Nacional Nº 19 km 312,5.

Monte Cristo. C.P. 5125

Córdoba, Argentina

Tel/Fax: ++54-351 – 4918633 /44

móvil: ++54-351-5734093

La ingeniera agrónoma Gloria Viotti de Córdoba determinó la presencia de la enfermedad que, hasta el momento no había reportada en el país.

Compartir:

Últimas noticias