ESTA BIEN LA SEGMENTACION

Impuesto Inmobiliario Rural de Córdoba: las entidades agropecuarias rechazan el aumento del 37% promedio para 2018

  • Por Juan Carlos Vaca
  • Impuestos
  • 3 Comentarios
CE-ConSchiaretti

“La Comisión de Enlace de Entidades Agropecuarias Regional Córdoba rechaza enfáticamente el anunciado aumento del 37% (promedio) en el Impuesto Inmobiliario Rural para la anualidad 2018 y apela al sentido común del Ejecutivo para reconsiderarlo antes de su envío a la Legislatura Unicameral”, puntualizó la coordinadora del agro cordobés.

La CE reconoce como buena intención a la segmentación de productores conforme a su tamaño.

La semana pasada, el gobierno provincial les comunicó a los dirigentes que proyecta un ajuste que oscilará entre el 27 y el 42%, en el básico del Impuesto Inmobiliario según la superficie de las explotaciones,  y del 25% en los Fondos que se suman al gravamen. Sólo mantendría sin modificaciones la base imponible.

Las entidades aguardan una entrevista con el gobernador Juan Schiaretti.

Entretanto, en la provincia de Buenos Aires la Federación Agraria transmitió una serie de reclamos al gobierno de la provincia entre ellos, los vinculados al ajuste del impuesto inmobiliario rural en territorio bonaerense.

El comunicado de la Comisión de Enlace de Córdoba emitido esta tarde, expresa:

Desacuerdo del campo cordobés con el anuncio del Ejecutivo provincial

La Argentina necesita de un contexto que propicie el aumento sostenido de la producción y la generación de puestos de trabajo para superar la realidad socio-económica que padece, caracterizada por una alta tasa de inflación, un escaso y costoso acceso al crédito y un tercio de su población por debajo de la línea de pobreza.

Sin embargo, la política tributaria que desde algunas provincias se está diseñando para el año 2018 no parece favorecer ese imprescindible clima de inversión y crecimiento inclusivo. En esa línea, el Gobernador de Córdoba, con su intención ya manifiesta de incrementar el Impuesto Inmobiliario Rural muy por encima de la tasa de inflación y la falta de rediseño de la estructura estatal que tienda a eficientizar el gasto público para comenzar a disminuir la presión tributaria que pesa sobre el sector productivo se muestra decidido a postergar, una vez más, ese ciclo virtuoso.

Desde el año 2001 hasta nuestros días el impuesto territorial en Córdoba se ha multiplicado por seis, tanto en moneda fuerte (Dólar) como a valor producto pero, claramente, los productores sufren a diario las consecuencias de que ese incremento desmedido del 600 por ciento no haya vuelto en obras de infraestructura que faciliten y potencien su capacidad de generar alimentos y energía para nuestro país y el mundo, al menos con la velocidad de concreción con que el Ejecutivo Provincial las imagina y publicita.

Campos aún anegados, caminos intransitables, crecientes restricciones ambientales que acorralan al productor y una presión tributaria agobiante distinguen el clima de inversión en el que deberá moverse el campo cordobés si se aprueba el Proyecto oficial de Presupuesto para el año entrante.

Debe entenderse que todo incremento en la presión impositiva afecta la capacidad de inversión del productor, condicionando su continuidad en la actividad, generando caídas en los niveles de empleo y de demanda de mano de obra, ya que en este escenario inflacionario los sectores productivos son sometidos a un continuo aumento del costo de insumos insustituibles para la producción que se explica, en muchos casos, por el alza en su componente impositivo.

Una verdadera política de reducción de la presión impositiva no se concreta reemplazando un impuesto por otro sino disminuyendo, en términos reales, el agobio con el que el ingrediente tributario oprime, limita y condiciona la actividad.

Por estas razones y aunque valora la disposición para diferenciar el impacto del mayor valor, segmentándolo, la Comisión de Enlace de Entidades Agropecuarias Regional Córdoba rechaza enfáticamente el anunciado aumento del 37% (Promedio) en el Impuesto Inmobiliario Rural para la anualidad 2018 y apela al sentido común del Ejecutivo para reconsiderarlo antes de su envío a la Unicameral.

Reclamo de FAA en Buenos Aires

Dirigentes de Federación Agraria Argentina se reunieron con el ministro de Asuntos Agrarios de la provincia de Buenos Aires, Leonardo Sarquís. El encuentro fue solicitado con carácter de urgente por el presidente de FAA, Omar Príncipe, luego de que los productores bonaerenses le expresaran una fuerte preocupación por las modificaciones al impuesto inmobiliario rural y otras cuestiones que generan incertidumbre acerca de su futuro.

Los directores de FAA presentaron a Sarquís los cuestionamientos y propuestas ante la modificación del impuesto inmobiliario rural (se adjuntan al presente) aunque también hicieron llegar a las autoridades otros reclamos, vinculados con la demora en relación con los créditos para la producción porcina; el  mal estado de los caminos rurales y la dilación para conformar Comisiones de Emergencia en varias localidades. Además, le solicitaron la quita del llamado impuesto “complementario” y criticaron que varios municipios anunciaran subas desmedidas de tasas locales.

“Si todo esto avanza, a muchos se nos hace inviable seguir en actividad. Tras las dramáticas situaciones de emergencia que atravesamos, estas medidas terminarían de quitarnos toda posibilidad. Es alarmante que los cambios que se proponen a nivel provincia -que no contemplan escalas ni progresividad, salvo una aislada excepción- serán seguidos por una reforma a nivel nacional con las mismas definiciones”, manifestó FAA..

Con respecto al inmobiliario, el ministro Sarquís planteó que la excepción del aumento se mantendría para las superficies menores a 50 hectáreas y/o con valor fiscal de 3 millones de pesos. Y ante el planteo de los federados sobre el revalúo, indicó que se estaría negociando una prórroga para los productores que aún no presentaron sus partidas.

Noticias Relacionadas

3 Comentarios

  1. Hasta cuando van a seguir saqueando al campo??? cortenla caraduras, dejen de robar y malgastar el dinero público y se termina el problema. Estamos en una situación de abandono total por parte del gobierno provincial y encima nos aumentan los impuestos. Los caminos por donde tenemos que sacar la producción son un desastre porque lo que les dan a los consorcios camineros es una miseria, sin mencionar los que están bajo agua por falta de obras de desagüe. Establecen una ley de agroquímícos y promueven buenas prácticas agropecuarias que no sirven para nada porque cualquier politiquito de cuarta un buen día se le ocurre que no podés trabajar y a llorar al campito. Cuál es el problema sr. gobernador? le molestó haber perdido como en la guerra en las elecciones? haga autocrítica sobre las macanas que se mandaron en estos 20 años , la gente se hartó, dejen de tomar por estúpido al pueblo y si no les cierran las cuentas es porque lo que falta se lo robaron ustedes.

  2. Juan Domingo Pognante

    directamente opino que un incremento de esta magnitud es una verdadera aberración. En el sud-este cordobés, tengo una tercera parte de la superficie anegada y/o influenciada por el anegamiento anterior, ya que con mucho esfuerzo nos hemos juntado los vecinos para encarar la tarea de un canal aliviador,que está trabajando bien, pero en forma lenta. Aun tengo bolsones de trigo de hace dos años en el campo,, que no lo puedo sacar por los caminos, lo mismo que el acceso a los silos donde ya el maíz se encuentra apolillado, pero para dar de comer a algunos animales, alguien lo puede comprar. Estoy describiendo una situación real y actual. Estamos rascando el fondo del tarro para subsistir. De postre nos cae este incremento impositivo..??,,,si esto se concreta, un buen número de productores chicos y medianos irán a la QUIEBRA. Mi campo es herencia en quinta generación, ya debí vender 30 has, para salvar el resto….QUE LE DEJO A MIS HIJOS que trabajan conmigo..?? Sr Gobernador, dese una vuelta por la zona, verá que más carga impositiva nos resultará fatal. Córdoba necesita de todos sus productores y que estos lo hagan en forma eficiente, NO NOS AHOGUE CON MÁS IMPUESTOS, no podremos resistirlos. Dar marcha atrás, lejos de ser cobardía es ser práctico. GRACIAS.-

  3. Desde ya este gobierno nunca le ha importado la situación, le ha cobrado el impuesto a campos con 49 % inundado, ha puesto un sistema de capacidad de uso, haciendo un sistema productivista la caja de ahorro, que ahora la quiere transformar en un plazo fijo..lamentable ya en 2007 salían a arrendar campos con Córdoba bursátil, ..lo mas alejado de lo ético y humano desde años


Dejá un comentario

Tu email no sera visible.
Sólo si tienes uno.